Centímetros Cúbicos » Noticias

A PARTIR DE 2021

Cambio de estrategia: el Mazda 6 se despide de los motores diésel

Este año, en algunos mercados europeos, la marca japonesa ha retirado las versiones diésel del Mazda CX-30 y del Mazda 3 que darán el relevo al Mazda 6.

Mazda 6

Mazda Mazda 6

Publicidad

Mazda, igual que han hecho otras marcas como, por ejemplo, Volvo, ha tomado la determinación de eliminar progresivamente los motores diésel de los diferentes modelos de su gama… en función, siempre, de los distintos mercados de Europa. A lo largo de 2020 hemos visto cómo el Mazda CX-30 o el Mazda 3 se despedían de sus versiones de gasóleo y ahora es el Mazda 6 el que se suma a esta tendencia.

Lo cierto es que la postura que ha adoptado la marca japonesa frente al diésel no supone ninguna novedad. Hace varios años optó por desprenderse de este combustible en los modelos más pequeños de su gama, que fueron los encargados de dar el relevo al segmento de los compactos de Mazda. La berlina era uno de los pocos frentes de resistencia en el que se enarbolaba la bandera del diésel.

¿Cuándo se producirá esta despedida? A lo largo de 2021. El año que viene la berlina y el familiar dirán adiós a la versión de 2.2 litros Skyactiv-D cuya potencia oscila entre los 150 y los 184 CV. Ambas opciones contaban con un cambio automático de seis velocidades que transmitía la potencia de forma diferente dependiendo de la versión: en el Mazda 6 la enviaba al eje delantero y en el Mazda 6 Wagon a las cuatro ruedas… así que la gama de este modelo también se despide de la tracción total.

Las razones

¿Por qué la marca japonesa ha tomado esta decisión respecto al Mazda 6? La razón es la misma que podría esgrimir cualquiera de las marcas que operan en el mercado europeo: las emisiones de dióxido de carbono (CO2) y las normativas que Bruselas ha puesto en torno a ellas. Mazda ha confesado que para poder cumplirlas, respetar el límite de 95 g/km y evitar, así, las millonarias multas deben hacer varias modificaciones en el bloque. Sin embargo, la demanda de estas versiones es tan baja que, económicamente, es inviable mantener ese motor diésel modificado a pesar de que la tecnología Skyactiv-X está arrasando.

Publicidad