Centímetros Cúbicos » Noticias Motor

PARA EL MUNDIAL DE MOTOE

BMW i4 M50: así de espectacular es el primer Safety Car eléctrico

El Mundial de MotoE (el campeonato de motos eléctricas que acompaña a MotoGP) estrena coche de asistencia: una versión de la primera berlina eléctrica de la marca bávara

BMW i4 M50

BMW BMW i4 M50

Publicidad

Este fin de semana la actualidad del mundo de las dos ruedas está centrada en la figura de Valentino Rossi, que ha anunciado su retirada, pero el que viene él y el resto de pilotos compartirán focos con un nuevo integrante. Al frente de la parrilla de MotoE (el mundial de motos eléctricas que acompaña a MotoGP) no habrá un BMW M. El deportivo alemán da el relevo al BMW i4 M50, el primer ‘Safety Car’ eléctrico.

Desde hace tiempo. BMW es uno de los patrocinadores del Mundial de MotoGP y, por extensión, del campeonato de MotoE desde que éste arrancó. La marca bávara es la encargada del coche oficial de seguridad y, hasta el momento, esta responsabilidad había recaído en la división más prestacional de la casa. Era BMW M la que se encargaba de proporcionar los vehículos de asistencia… hasta ahora.

BMW i4 M50
BMW i4 M50 | BMW

Del BMW i8 al BMW i4

Teniendo en cuenta que se trata del mundial de motos eléctricas parece que es más acorde contar con un Safety Car cero emisiones. Desde 2019, momento en el que arrancó el citado campeonato, la labor corría a cargo del BMW i8 híbrido. A partir del Gran Premio de Austria (15 de agosto) será el BMW i4 M50 quien ocupe su lugar.

El fabricante alemán ha tomado como referencia la versión M50 de su primera berlina completamente eléctrica y la ha adaptado para la ocasión. El BMW i4 no llegará al mercado hasta el próximo mes de noviembre así que la que veremos a partir de la semana que viene será una de las primeras unidades… versionada, eso sí, para cumplir con las funciones propias de un Safety Car.

BMW i4 M50
BMW i4 M50 | BMW

Sin cambios en la mecánica

Los vehículos de asistencia del mundial de motos eléctricas deben estar homologados: por esta razón el BMW i4 ha sido, sustancialmente, modificado. A nivel estético lo más llamativo es la incorporación de una serie de rotativos ubicados en el techo, en la parte frontal y en la zaga. A esto hay que añadir una carrocería de color gris oscura salpicada de detalles en un llamativo verde para crear el necesario contraste: las láminas de la parrilla delantera son el mejor ejemplo de ello.

El BMW i4 M50 tendrá el mismo sistema propulsor que el BMW i4: dos motores, situados cada uno en un eje, que desarrollan una potencia de 544 CV y un par de 795 Nm. La encargada de alimentarlos es un batería de iones de litio cuya capacidad real es de 80,7 kWh, es decir, garantiza una autonomía de 510 kilómetros. Este bloque está acompañado por tecnología de chasis M para mejorar la dinámica y por un sonido específico de conducción M.

Publicidad