El Consistorio, cogobernado por PP y Ciudadanos, ha presentado el informe de alegaciones al auto de suspensión cautelarísima dictado por el Juzgado Contencioso-Administrativo número 24 de Madrid, que invalidaba el acuerdo del 27 de junio de la Junta de Gobierno de la moratoria a las sanciones de Madrid Central desde el 1 de julio.

Ecologistas en Acción y Greenpeace, en nombre de la plataforma en Defensa de Madrid Central, recurrieron esta decisión al considerar que atentaba contra la salud pública de los ciudadanos, y lograron que el Ayuntamiento tuviera que volver a multar desde este lunes a los conductores no autorizados que accedieran al centro de la capital.

En el documento, el Ayuntamiento argumenta que deciden aplazar las sanciones para realizar una auditoría y mejorar un sistema donde se han producido distintos problemas técnicos, como recoge un informe del 24 de junio de la Dirección General de Sostenibilidad y Control Ambiental.

Según indica en un comunicado el nuevo Ayuntamiento, que dirige José Luis Martínez-Almeida, la finalidad de volver al anterior sistema de avisos a los infractores que entraran en este área del centro de la capital era "garantizar la fiabilidad técnica del sistema automatizado de control de accesos y de detección de infracciones, así como amparar el derecho de las personas a estar bien informados sobre cómo funciona" Madrid Central.

Además, señalan que un nuevo informe del 10 de julio muestra que se produjo "una disminución de la contaminación durante los días laborales del periodo de aviso impugnado respecto a la semana anterior", cuando aún se emitían multas.

Del 1 de julio al 5 de julio, con la moratoria vigente, siete estaciones superaron el límite permitido de NO2, 40 microgramos por metro cúbico de aire, mientras que del 24 al 28 de junio se rebasó en 13.

Vuelven las multas a Madrid Central: la justicia reactiva esta medida

También remarcan que durante los días en que se volvió a la fase informativa, la estación de El Carmen, situada dentro de Madrid Central, no rebasó ningún día la cota marcada por la Organización Mundial de la Salud, como sí lo hizo el viernes 28 de junio, alcanzando los 44 microgramos por metro cúbico de aire.

Explican que el 1 de julio, solo tres estaciones de las 24 estuvieron por encima del límite, Plaza de España (44), Escuelas Aguirre (44) y Plaza Elíptica (45) , mientras que el día 2 se redujo solo a Plaza España (41) y Plaza Elíptica (50).

En cambio, el día 3 se limitó a Plaza Elíptica (50), el día 4 a esta misma estación (49), y el viernes, todas estuvieron por debajo.

Estas cifras, recalca el documento, manifiestan que "no concurre en este momento circunstancia especial que justifique la adopción de la medida suspensiva cautelarísima acordada sin haber concedido audiencia previa a esta Administración".

Por otro lado, el Ayuntamiento recuerda que el Juzgado Contencioso-Administrativo número 7 de Madrid denegó la paralización de la suspensión de las multas solicitada por el PSOE porque "no existía tal urgencia" y otorgaba al Ejecutivo local cinco días de plazo para presentar su defensa.

Asimismo, el Ayuntamiento manifiesta que Madrid Central sigue vigente pese a que se mantenga la moratoria de multas, por lo que "no afecta a la imposición de sanciones" por estacionamiento indebido en el perímetro restringido, por lo que se continúa multando a los vehículos A, B y C que incumplen la ordenanza.