Varias aseguradoras europeas, basándose en su experiencia, han dado forma a un informe sobre siniestralidad y han centrado el foco en los coches eléctricos. Tal y como informa Auto motor und sport, el resultado no ha dejado indiferente a nadie: este tipo de vehículos tiene más posibilidades de tener un accidente que uno de gasolina o diésel. Y las razones las encontramos en los propios eléctricos.

Aunque en España todavía no suponen un grupo numeroso dentro del parque automovilístico, en Europa la estampa es diferente. En el Viejo Continente los coches eléctricos sí que son una opción para una buena parte de la población y Dinamarca es un buen ejemplo de ello. En este país las ventas de estos vehículos tienen un gran volumen, tanto es así que las aseguradoras Topdanmark, Tryg y Codan se han basado en ellos para estudiar su siniestralidad.

La principal conclusión es que los coches eléctricos cuentan con más probabilidades de sufrir un accidente: concretamente un 20% más que otros vehículos. Un porcentaje que se eleva si nos centramos en el caso de Tesla: un 50%. No en vano, en 2018 y 2019 los coches de esta marca protagonizaron 1.500 accidentes en Dinamarca.

Coches eléctricos | Smart

Dos razones

El mismo estudio nos desvela las razones de estas cifras. En primer lugar señalan a la aceleración de los coches eléctricos. Alegan que la mayor parte de los conductores no están acostumbrados a su fuerte aceleración y su capacidad de respuesta. Al tardar más de la cuenta en asumirlo, tienen más riesgo de causar un accidente.

El segundo motivo es la ausencia de ruido. Los vehículos eléctricos son silenciosos y esto no sólo engaña al conductor sobre la aceleración, también provoca que los peatones no se den cuenta de que uno de estos modelos se está acercando.

Noruega: un caso parecido

A estos datos procedentes de Dinamarca tenemos que sumar los de Noruega. El país nórdico es otro de los mercados fuertes para los coches eléctricos: en 2019 representaron el 42,4% de las matriculaciones. Los datos oficiales que existen sobre siniestralidad anuncian que el 50% de los nuevos propietarios de este tipo de vehículos tuvieron algún accidente o percance a lo largo del primer año.

Coches eléctricos | Peugeot

Una cifra que hay que comparar con las cifras de los conductores que se compraron un coche con un motor de combustión: durante los primeros doce meses, entre el 25 y el 30% sufrió un siniestro.