En un momento donde las restricciones medioambientales parecen dibujar un futuro inequívoco en torno al motor eléctrico, algunos fabricantes de motocicletas se han propuesto despedir los motores de combustión interna por todo lo alto. Hablamos de una especie de carrera por la cilindrada donde firmas como BMW, Indian o Triumph ya han demostrado sus candidatos, conociendo hoy la propuesta de Harley-Davidson que no iba a quedarse atrás.

El fabricante norteamericano con sede en Milwaukee acaba de dar a conocer el motor Screamin Eagle Milwaukee Eight 131, un propulsor de dos cilindros en V diseñado para dar vida a su futura gama Touring y servir de reemplazo de los motores 114. Una apuesta bastante decidida por las V-Twin a través de una evolución que lleva la cilindrada hasta los 2.147 cc, o lo que es lo mismo, 131 pulgadas cúbicas. Los cambios se centran en cilindros de mayor diámetro (11 cm), aunque manteniendo la carrera de los 114. Además se emplea un nuevo diseño para la admisión y las 8 válvulas, optimizando el flujo de aire y combustible dadas las nuevas exigencias de la mecánica. La compresión es de 10,7:1.

Harley-Davidson Screamin Eagle 131 | Harley-Davidson

Si nos fijamos en las cifras puras y duras este nuevo Big Block de Harley promete poner el listón muy alto con toneladas de carácter. Nos encontramos con una potencia máxima de 121 CV y un enorme par motor máximo de 177,61 Nm a la rueda al instalar los escapes Screamin Eagle Street Cannon.