El Campeonato del Mundo de Resistencia inició su temporada 2019-20 el pasado fin de semana en Silverstone con la primera carrera de un certamen marcado por el protagonismo de los LMP1 en plena despedida. El comienzo del campeonato estuvo marcado una vez más por el protagonismo de Toyota, que después de sufrir daños en el chasis de uno de sus coches, demostró que de momento no hay cambio de normativas que valga a la hora de frenar sus avances. De esta manera, el coche número 7 de Kamui Kobayashi, Mike Conway (en casa) y José María “Pechito” López se impuso en Gran Bretaña por delante de sus compañeros de equipo del coche número 8; Kazuki Nakajima y Sébastien Buemi junto a su nuevo acompañante, Brendon Hartley. Toyota empieza el ‘año’ tal y como acabó el anterior, con un doblete.

El fin de semana comenzó de forma dramática para el equipo japonés, ya que un trompo de Kobayashi en los entrenamientos libres obligó al equipo a cambiar el chasis del coche número 7 tras encontrarse daños en el mismo como consecuencia de un toque con uno de los Rebellion. El trabajo de los integrantes de Toyota fue excelente y ello permitió que el propio piloto nipón pudiera resarcirse con una gran vuelta que ayudó al coche número 7 a llevarse la pole position por delante de su compañero de equipo. Los tiempos combinados daban una diferencia de medio segundo entre el primero de los Toyota y el primero de los Rebellion, mientras el mejor Ginetta se encontraba siete décimas más atrás. Al final, los seis LMP1 consiguieron estar holgadamente por delante de los LMP2, copando por lo tanto las seis primeras posiciones.

Salida del WEC 2019 en Silverstone | WEC

En carrera, ninguna sorpresa (a pesar de la presencia de la lluvia) para los Toyota, que se alternaron el liderato a lo largo de la prueba. El propio equipo reconoció que usaron órdenes a sus pilotos para tenerles siempre en la posición más propicia para aprovechar su ritmo. Al final, la estrategia resultó y los TS050 completaron una vuelta más que sus rivales más cercanos de Rebellion tras cuatro horas de carrera. Eso sí, hubo ligera tensión con una diferencia mínima entre los dos Toyota. Un ataque de última hora por parte de Nakajima redujo la ventaja de los líderes en más de diez segundos... la diferencia en la banera de meta fue de menos de 2 segundos entre el Toyota número 7 y el número 8. Una vuelta por detrás, el Rebellion de Nathanael Berthon, Pipo Derani y Loïc Duval ocupó la tercera posición final.

Los coches de LMP2 se beneficiaron de los problemas sufridos por Rebellion y Ginetta. En ninguno de los casos lograron que sus dos coches llegaran sanos y salvos hasta el final, teniendo Rebellion a un coche en décima posición y Ginetta en vigésimoctava. De esta forma, el ganador de LMP2 acabó en quinta posición final aunque el mérito del Oreca 07 de Cool Racing era el de ser debutantes en el WEC y el de quedarse a un segundo y medio del cuarto clasificado, el Ginetta de LMP1. El coche número 42 de Antonin Borga, Nicolas Lapierre y Alexandre Coigny tuvo el mejor inicio posible con la victoria. Tras ellos, el Alpine número 36 de Thomas Laurent, André Negrão y Pierre Ragues fue segundo, dejando la tercera posición para otro Oreca, el del Racing Team Nederland de Giedo van der Garde, Job van Uitert y Frits van Eerd.

Desafortunadamente, el único piloto español presente en el WEC este 2019-20 no tuvo demasiada suerte. Miguel Molina apenas pudo subirse al coche poco antes de llegar a las dos horas de carrera para pronto verse involucrado en un accidente con el Ginetta número 6 que en aquel momento pilotaba Oliver Jarvis. Molina estaba peleando por la victoria cuando en el ecuador de la prueba, sus esperanzas acabaron como su coche, contra los muros de protección. En cuanto a LMGTE Pro, la victoria fue para Porsche con su nuevo 911 RSR Evo, dándole a la marca alemana un motivo muy evidente para celebraciones. El coche número 91 de Gianmaria Bruni y Richard Lietz fue el 'afortunado', batiendo a Michael Christensen y Kevin Estre, que completaron el doblete con el número 92. La última posición del podio en esta clase fue para el Aston Martin número 97 de Alex Lynn y Maxime Martin.

Cool Racing LMP2 en Silverstone 2019 | COOL RACING

La categoría LMGTE Am sí tuvo mejor fortuna para Ferrari, que en este caso situó al coche número 83 de AF Corse en primera posición. Así, la victoria fue para Emmanuel Collard, Nicklas Nielsen y François Perrodo por delante de Paul Dalla Lana, Darren Turner y Ross Gunn en el Aston Martin número 98 del equipo oficial de la marca británica. El tercer puesto acabó en manos del equipo japonés MR Racing en el que compiten Olivier Beretta, Kei Cozzolino y Motoaki Ishikawa. Al terminar la carrera, un total de 29 coches sobre los 31 que tomaron la salida estaban aún activos. Los únicos abandonos fueron el del Ferrari número 71 de AF Corse en el que compite Molina y el Oreca de United Autosports, el equipo dirigido por Zak Brown, que duró menos de cinco minutos en competición.

Al ser la primera carrera de la temporada, los resultados de la misma marcan también el orden de la clasificación general que aún deja un campeonato completamente abierto. De momento, el WEC no deberá esperar mucho para volver a la acción con un solo mes de descanso entre la primera y la segunda carrera del campeonato. Será en el circuito de Fuji el día 6 de octubre, siempre bajo el riesgo de que la lluvia vuelva a hacer acto de presencia, como viene siendo tradición en las últimas temporadas. Será la segunda de un total de cuatro carreras que se disputarán dentro del año natural 2019 antes de pasar a la segunda mitad de temporada con cuatro carreras más en 2020, momento en el que se dará por terminada la era de los LMP1 para dar paso a los nuevos Hypercars.

Podio del WEC 2019 en Silverstone | TOYOTA

Podio del WEC 2019 en Silverstone | TOYOTA