Centímetros Cúbicos » Competición

Centímetros Cúbicos

La FIA decide no homologar al Volkswagen Polo R WRC 2017

La FIA decide no homologar al Volkswagen Polo R WRC 2017

wrc-2017-coches-cc-2.jpg

Centímetros Cúbicos wrc-2017-coches-cc (2)

Publicidad

Apenas tres meses después del anuncio por parte de Volkswagen Motorsport de su salida del Mundial de Rallies, la Federación Internacional de Automovilismo ha dado a conocer la decisión definitiva sobre la posible homologación del Polo R WRC. El equipo alemán, con sede en Hannover, había pedido a la FIA completar el proceso de regularización de su modelo debido a la gran demanda por parte de pilotos y equipos privados de su World Rally Car. Tras la reunión realizada previa a la disputa del Rally de Monte-Carlo, en la que la FIA lo puso a colación de los fabricantes que actualmente se encuentran involucrados en el Mundial de Rallies, formaciones como Hyundai y Citroën mostraron su rechazo a la homologación excepcional del Polo R WRC 2017 si no se presentaban formalmente todas las condiciones que esto implicaría. Esto incluía conocer los precios de las inscripciones, la cantidad de test que podrían realizar o los chasis y repuestos que tendrían disponibles a lo largo de la temporada. Jarmo Mahonen, encargado de la sección de rallies de la FIA se volvería a reunir en varias ocasiones con Volkswagen Motorsport para tratar de llegar a un acuerdo, siempre con una premisa puesta por los de Sven Smeets: no estaban dispuestos a destinar más presupuesto para completar el proceso de homologación de un vehículo que no iba a competir bajo los colores oficiales y que únicamente estaría destinado a su programa carreras-cliente para el alquiler a privados.

wrc-temporada-2017-fabricantes.jpg
wrc-temporada-2017-fabricantes | Centímetros Cúbicos

No llegaría el acuerdo y la FIA decía no homologar el Volkswagen Polo para competir en la temporada 2017 del Mundial de Rallies. Uno de los principales perjudicados era Andreas Mikkelsen. El ex-piloto de la formación germana se quedaba sin asiento oficial para este año y en la búsqueda de una montura que le permitiera mantenerse en forma, decidía que el utilitario germano sería la mejor opción después de haberlo desarrollado durante meses junto a Sébastien Ogier, Jari-Matti Latvala y Marcus Grönholm. Después de confirmar que no estaría presente en Suecia, Andreas tampoco podrá disputar con este modelo las pruebas que tenía proyectadas, Portugal y Polonia. Incluso llegó a existir la posibilidad de crear un equipo satélite, con el apoyo técnico de MP Racing, equipo dirigido por el también piloto Martin Prokop y con el apoyo económico de Red Bull y Qatar, este último gracias a la presencia e interés del príncipe qatarí Nasser Al-Attiyah. Finalmente, Sébastien Ogier no podía alargar más su decisión y visto que no llegaba el dinero de los emiratos fichaba por M-Sport, equipo con el que lograría la primera victoria de la temporada. A pesar de este varapalo, Volkswagen Motorsport seguirá con su intención de suministrar a los equipos y pilotos privados sus vehículos carreras-clientes. Además de su participación oficial en el World RX y GRC, seguirán manteniendo las unidades destinadas a los distintos campeonatos TCR, así como los World Rally Cars de antigua generación (2013-16) que sí podrá ser alquilado a todo aquel que lo desee para competir. Por último, sigue estando programada para 2018 la llegada de una versión R5 del Polo, año en el que todavía puede esperarse una decisión distinta en cuanto a la homologación del WRC 2017 y que no se convierta únicamente en una pieza de museo.

Publicidad