Centímetros Cúbicos » Competición

ACO y FIA presentan su proyecto para la temporada 2024

Green GT LMPH2G, el futuro con hidrógeno de las 24 Horas de Le Mans

Después de que la idea de los híbridos enchufables no llegara a buen puerto y que el WEC haya virado hacia la opción de los ultradeportivos, un futuro para la pila de combustible parece estar abierto.

mission-h2-elms-aco-fia-2024

CC mission-h2-elms-aco-fia-2024

Publicidad

Iván Fernández | Madrid
| 29.09.2018 12:54

Corría el mes de agosto de 2016 y ya se estaba hablando de un futuro incluso más verde para la categoría reina de los prototipos. ACO y FIA se encontraban inmersos en diseñar cómo sería el reglamento técnico de inicios de la próxima década, mientras que Audi, solo unos meses antes de anunciar su adiós al WEC tal y como haría Volkswagen Motorsport con el WRC debido al [[LINK:INTERNO|||News|||5b2148507ed1a889e5a360ef|||estallido del ‘dieselgate’]], comenzaba a tontear con la opción de llevar a la competición otros sistemas de propulsión alternativos como la pila de hidrógeno.

La firma de los cuatro aros avanzaba que ese sería el siguiente paso para los LMP1 tras la tecnología híbrida. Para entonces ya eran continuos los rumores que hablaban de un posible interés por parte de BMW en las 24 Horas de Le Mans y de una posible entrada a través del Box 56 con un vehículo totalmente rompedor y alimentado con hidrógeno.

Los meses siguieron pasando y finalmente los bávaros se terminaron decantando por promocionar su futuro BMW M8 con la llegada a la categoría GTE del WEC y de las series del IMSA.

A pesar de este nuevo compromiso, Jens Marquardt, responsable de BMW Motorsport, no quiso aventurar que la tecnología de la pila de combustible habría superado sus principales restricciones al llegar al ecuador de la próxima década, algo que sin duda hizo a la FIA y al ACO plantearse esta opción de cara a un futuro a medio plazo.

Tal llegó a ser el interés por parte de los responsables del WEC que en la presentación de sus líneas maestras para la temporada 2020-21 en junio de 2017 ya se dejó un pequeño hueco para garantizar la integración en competición de los biocombustibles, así como la investigación en la pila de hidrógeno para “posterior aprobación”.

Ya en junio de este año, ACO y la Federación Internacional de Automovilismo pusieron en marcha lo que denominaron como la 'Mission H24', o lo que se consideraba como la apertura al hidrógeno de las 24 Horas de Le Mans con una fecha como muy temprana de la temporada 2024.

Sin embargo, no tardaríamos mucho más en ver los planes del Automobile Club de l'Ouest en pista. Aprovechándose del anterior proyecto bautizado con el nombre de Greent GT H2, los ideólogos de este nuevo proyecto sacaron a pista una nueva versión del mismo para mostrar que es posible actualmente tener un prototipo con pila de combustible rodando a casi 300 km/h.

En este caso se aprovechó la visita de las European Le Mans Series a Spa-Francorchamps para atraer algo más del foco mediático. El renombrado como Green GT LMPH2G salió a la pista de las Ardenas con el veterano Yannick Dalmas a su volante y aprovechó una retransmisión a través de Facebook Live para demostrar su potencial y cómo se realiza el repostaje del hidrógeno.

Concretamente estamos hablando de un prototipo cuya pila de combustible es capaz de generar una potencia de entre 250 y 480 kW a través de cuatro motores, dos en cada rueda del eje trasero que empujan un chasis de LMP3 y cuya única emisión en funcionamiento viene dada por el agua que sale del conducto generada por la reacción química entre el hidrógeno y el oxígeno que entra a través de la toma encima del cockpit.

El sistema de propulsión precisamente se basa en esa reacción que se produce al introducir hidrógeno en la pila de combustible e inyectarle oxígeno muy comprimido y a gran velocidad gracias a un compresor situado tras la toma de aire.

La formación de moléculas de agua da a su vez como resultado una gran cantidad de energía en forma de calor y electricidad con la que se alimenta una batería a la cual también va conectada un sistema de recuperación. Una caja de cambios de una única velocidad, sin embrague ni diferencial completan uno de los proyectos más atrevidos por parte de la FIA y de los responsables del ACO.

Publicidad