¡Menudo retorno de la Fórmula 1! Incluso sabiendo que el Red Bull Ring tiende a ofrecer buenas carreras, nadie esperaba que en 2020 viéramos un GP de Austria que bien podría haber sido de finales de los 90 con multitud de abandonos en seco, sorpresas y situaciones inesperadas que forzaban a los pilotos y equipos a adaptarse. Al final, Valtteri Bottas se llevó una victoria que bien pudo haber sido de dos pilotos más, con Charles Leclerc salvando los muebles de la mayor forma posible al ser segundo. El podio lo completó de forma más que inesperada un exultante Lando Norris que firma la segunda carrera entre los tres primeros de McLaren entre los tres últimos GP’s disputados.

Antes de la salida saltó la sorprendente noticia de la sanción a Hamilton por haber marcado su mejor tiempo con bandera amarilla. Inicialmente desestimada la protesta, la insistencia de Red Bull con nuevas pruebas acabó con el británico partiendo quinto. El actual campeón llegó a ocupar brevemente la cuarta posición pero Albon logró defender su puesto, antes de superar ambos a un Norris que estaba inicialmente tercero. Por detrás, una buena arrancada de Leclerc llego a ver al monegasco sexto pero Pérez recuperó su puesto rápidamente, presionando al McLaren en la lucha por el primer puesto entre los mortales.

Antes de llegar a la primera docena de vueltas, Hamilton era ya segundo tras adelantar primero a Albon y aprovecharse de los problemas técnicos de Verstappen que le obligaron a abandonar. Apenas unas vueltas después el Renault de Ricciardo cedía también, dejando al australiano fuera de carrera mientras a Stroll le avisaban por radio de problemas en su motor poco antes de ser superado con facilidad por Vettel y los AlphaTauri como preámbulo a la tercera retirada del domingo. Algo por delante, Romain Grosjean seguía en la línea esperada de Haas con la primera salida de pista del año.

Alexander Albon GP Austria 2020 | Red Bull

Una salida de pista de Kevin Magnussen por problemas técnicos en la vuelta 26 provocó la salida del coche de seguridad, además de causar que pararan todos los participantes. A excepción de un Pérez que tomó el riesgo con neumáticos medios, todos los demás pilotos emplearon neumáticos duros. En la resalida en la vuelta 31, un intento de adelantamiento de Vettel sobre Sainz acabó con toque entre ambos y trompo del alemán, que cayó hasta la décimo quinta posición. Por delante y aprovechándose por las gomas más blandas, Pérez se quitó de encima a Norris sin ninguna dificultad.

En cabeza, Hamilton buscaba presionar a Bottas pero cuando más parecía que iba a intensificarse la batalla, desde el muro de boxes les indicaron que dejaran de empujar y que no pelearan por riesgo con la caja de cambios de ambos coches. Y casi como si fuera para darle la razón, a veinte vueltas del final el Williams de Russell dijo basta, forzando la retirada y la salida del coche de seguridad. Esta circunstancia fomentó que Albon y Vettel –al fondo del grupo– parara para montar neumáticos blandos mientras Norris y Leclerc hacían lo propio para montar medios. La parada de Sainz llegó una vuelta después, montando el español neumáticos medios y cayendo hasta la novena posición.

Charles Leclerc GP Austria 2020 | Ferrari

En la zona alta, Albon adelantaba a Pérez y se situaba en tercera posición pero en el momento de la resalida a falta de 16 vueltas, la rueda de Räikkönen se soltó causando un nuevo incidente y coche de seguridad. Por detrás, Giovinazzi aprovechó para parar a boxes y montar neumáticos blandos, al igual que también habían hecho Kvyat y Latifi anteriormente. En la última resalida, Albon logró ponerse en paralelo con Hamilton pero el británico le dejó sin espacio y el toque entre ambos acabó con un trompo del anglo-tailandés. Mientras tanto, Sainz subió rápidamente hasta la sexta posición.

Aprovechando el uso de los neumáticos más blandos, Leclerc superó a Norris y se lanzó a por Pérez, superándole a cinco vueltas del final mientras dirección de carrera sancionaba a Hamilton con cinco segundos por su toque con Albon. Entre tanto, los McLaren peleaban por el quinto puesto con Sainz claramente más rápido que Norris. Aún así, el británico aguantó el tipo y logró incluso adelantar a Pérez –sancionado con cinco segundos por exceso de velocidad en el pit lane– para subir al cuarto puesto. A falta de dos vueltas aún hubo un abandono más por un reventón de Kvyat, dejando el total de supervivientes a once coches.

Mientras Valtteri Bottas llegaba a la bandera de cuadros en primera posición para llevarse la primera victoria del año, Lewis Hamilton era segundo en pista pero la sanción le dejaba por detrás de Charles Leclerc, segundo clasificado. Pero el gran final era para un Lando Norris que empujaba para marcar la vuelta rápida y llegar a menos de cinco segundos de Hamilton para llegar a su primer podio en la Fórmula 1. Suya era la mayor celebración post-carrera con Hamilton cuarto y Carlos Sainz satisfecho con una más que correcta quinta posición final. La conclusión, gran retorno de la Fórmula 1, que vuelve a convencer a sus mayores críticos.

Lando Norris GP Austria 2020 | McLaren