Centímetros Cúbicos » Competición

El galés se queda a 24 puntos de Ogier

Elfyn Evans apura sus opciones de ser campeón ganando el Rally de Finlandia

Pocas veces había estado tan cerca Evans del liderato del Mundial en lo que llevamos de temporada.

Elfyn Evans apura sus opciones de ser campeón ganando el Rally de Finlandia

Toyota Elfyn Evans apura sus opciones de ser campeón ganando el Rally de Finlandia

Publicidad

Toyota podrá presumir a partir de ahora que dominó una era del WRC en las pistas finlandesas. No es para menos, el equipo dirigido por Jari-Matti Latvala actúa con todas las de la ley como equipo local ya que la sede de la estructura se sitúa a las afuera de Jyväskylä, localidad que actúa como sede de la prueba nórdica. Tras ganar en todas las ediciones disputadas entre 2017 y 2019, con la pequeña salvedad de que en 2020 no se pudo celebrar el evento por la pandemia, el Yaris WRC ha sumado una nueva victoria a su historial en las pistas forestales de la Finlandia central.

Fue Elfyn Evans el encargado de extender esta imbatibilidad, después de que Esapekka Lappi y Ott Tänak lograran el triunfo en las dos ediciones anteriores. Copilotado por Scott Martin, el galés realizó una actuación sin fisuras, todo ello a pesar de que esta temporada le estaba costando sacar su versión más agresiva contra el crono. Tras perderse la carrera en 2019 por una lesión de espalda, él quizás lo tenía un poco más difícil, aunque finalmente no se le notaría en ningún momento el óxido.

Con menos 10 segundos de renta, Evans salió a las especiales del domingo a morder, dejando a Tänak sin ganas de pelear por recortar la brecha ya desde el segundo tramo del día y cuando apenas restaban 22 kilómetros competitivos. Resultado perfecto para el piloto de Toyota, ya que a los 25 puntos de la victoria sumaría los 5 extra de la Power Stage, algo que le permitía ser el único piloto que todavía puede evitar que Sébastien Ogier y Julien Ingrassia consigan su octavo título.

Ott Tänak terminaba segundo
Ott Tänak terminaba segundo | Hyundai

El francés terminaba el día con el ceño fruncido. Problemas con el motor en su Yaris le impedían poder luchar por el mejor tiempo en la Power Stage, lo que sumado a que únicamente podía arañar los puntos de la quinta posición, dejan la diferencia entre ambos en apenas 24 puntos, precisamente cuando todavía quedan sesenta en juego y dos fechas por delante, Cataluña y Monza.

Los que ya no podrán seguir peleando por el título son Kalle Rovanperä y Thierry Neuville, ambos abandonando en la jornada de ayer. El finlandés se reenganchaba tras el accidente, sin embargo, tomaba la decisión de abandonar por unas molestias de espalda, mientras que para el belga el Rally de Finlandia terminó el sábado, después de que el motor de su i20 Coupé WRC resultara dañado por sobrecalentamiento después de que en una fuerte compresión perforara el radiador.

Para Hyundai la única buena noticia era que finalmente conseguían romper la maldición con la prueba finlandesa y sumaban sus dos primeros podios gracias a la segunda y la tercera plaza obtenidas por Tänak y Breen. Los 61 puntos de desventaja en el apartado de constructores dejan a la firma coreana muy cerca de perder su racha de títulos después de los logrados en 2019 y 2020. El máximo de puntos a recibir en una prueba es de 52, por lo que Toyota puede cantar el alirón ya en la cita española

Tercer podio consecutivo de Breen
Tercer podio consecutivo de Breen | Hyundai

.

En cuanto al resto de posiciones, Esapekka Lappi completaba su regreso con una excelente cuarta plaza, justo por delante de Ogier, con el que parece que compartirá el tercer Toyota oficial la próxima temporada. Sexto y Séptimo los dos pilotos de M-Sport, Gus Greensmith y Adrien Fourmaux, en un evento en el que ambos han estado a ‘años luz’ de los tiempos de cabeza. En WRC2 y WRC3 peno finlandés, con triunfos de Teemu Suninen y Emil Lindholm, mientras que Pepe López arañaba una gran cuarta plaza en su clase.

Publicidad