Centímetros Cúbicos » Competición

SAINZ Y ALONSO SIN PUNTOS

Charles Leclerc vuelve a ganar en el día del desastre español en Australia

La segunda victoria de Leclerc y el segundo abandono del Red Bull de Max Verstappen dan alas a Ferrari.

Charles Leclerc vuelve a ganar en el día del desastre español en Australia

Charles Leclerc vuelve a ganar en el día del desastre español en Australia EFE

Publicidad

El Gran Premio de Australia volvió por todo lo alto con una tercera carrera de la temporada 2022 de Fórmula 1 con sorpresas y si bien es cierto que la prueba no estuvo a la altura de las dos primeras en cuanto a duelos en pista, el campeonato sigue con varios puntos de interés. En esta ocasión, Charles Leclerc volvió a ser el ganador con su segundo triunfo del año. El éxito del monegasco, combinado con el segundo abandono del año para Max Verstappen, dejan al astro de Ferrari muy bien situado para afrontar la temporada con garantías de poder pelear por el título. Por su parte, los pilotos españoles quedaron sin puntos con un Sainz que ni pudo terminar.

La sesión clasificatoria del sábado en un renovado circuito de Albert Park trajo ya algunos elementos a los que prestar atención, destacando la pole position de Leclerc y la buena situación de los Red Bull, segundo y tercero con Verstappen y Pérez al acecho. Alonso podía haber dado la sorpresa pero problemas hidráulicos le dejaron fuera de combate cuando venía marcando un tiempo que le habría servido para estar en las primeras dos filas de parrilla. La mala suerte quiso que su salida de pista causara una bandera roja justo cuando Sainz iba a completar su vuelta rápida, con lo que esta quedó anulada y el madrileño no logró otro registro realmente veloz. Así, el Ferrari partía noveno y el Alpine, décimo.

De forma sorprendente, Russell es 2º del Mundial
De forma sorprendente, Russell es 2º del Mundial | Mercedes-AMG F1

La carrera empezó con una buena partida de Leclerc, que se mantenía en primera posición por delante de los Red Bull. Mientras tanto, Alonso mantenía la décima posición y Sainz caía hasta la décimo tercera. Ambos partían con neumáticos duros y tenían por delante un primer ‘stint’ complejo, aunque en el caso de Sainz también tuvo problemas en la salida y por ello perdió tantos puestos. Desafortunadamente, la carrera del madrileño duró bien poco ya que en la vuelta 3, cuando superaba a Mick Schumacher, cometió un error y sufrió un trompo que le mandó a la gravilla, de donde ya no pudo salir. Esto provocó la primera de las tres apariciones del coche de seguridad.

El ‘timing’ de estas no favoreció en ningún momento a Alonso, que de esta forma fue prácticamente siempre fuera de la secuencia adecuada de paradas y uso de neumáticos, acabando con un paso de más por boxes de lo previsto y fuera de los puntos. Un mal final para una prueba que tenía muy buena pinta para los intereses de Alpine. Por lo menos, Esteban Ocon salvó la jugada con una carrera sólida hasta la séptima posición, con unos puntos importantes para el equipo. En cabeza hubo también otras sorpresas, aunque sobre todo destacó un Leclerc en control total de la carrera.

Alonso fue a contrapié toda la carrera
Alonso fue a contrapié toda la carrera | Alpine

El piloto de Maranello lideró todas las vueltas y tras partir desde la pole position y logrando la vuelta rápida camino hacia la victoria, se hizo así con un “Grand Chelem” (pole, vuelta rápida y victoria liderando todas las vueltas), siendo la primera vez que lo consigue en la Fórmula 1. El monegasco es el vigésimo sexto piloto en la historia de la categoría en lograr este hito, empatando entre otros con Max Verstappen y Fernando Alonso, que lo hizo en el GP de Singapur de 2010. Por detrás, los Red Bull no llegaron a ser jamás una amenaza, ni siquiera en una resalida tras coche de seguridad en la que Leclerc no estuvo impecable por un subviraje en su F1-75. Finalmente, Verstappen tuvo que retirarse con problemas hidráulicos.

Sí llegó a la línea de meta un Pérez que fue segundo con otra buena carrera, mientras George Russell hizo uso del coche de seguridad para realizar su parada en boxes y superar a Hamilton –y en primera instancia incluso a Pérez, aunque este le adelantó en pista– para hacerse con el tercer escalón del podio. El joven británico se encarama así a la segunda posición de la clasificación general, gracias a su buena suma de puntos en cada carrera. Cuarto fue su compañero de equipo, un Hamilton satisfecho con el rendimiento del equipo pero decepcionado por su propia situación. Ser batido por quien tiene su mismo coche nunca ha gustado al heptacampeón.

Magnífica estrategia de Albon para llevarse un punto
Magnífica estrategia de Albon para llevarse un punto | Williams

Completaron también una buena carrera los dos hombres de McLaren, con Lando Norris en una valiosa quinta posición por delante de Daniel Ricciardo, con sus primeros puntos del año y quizás una de las pocas satisfacciones que le ha dado el GP de Australia. Séptimo fue el primero de los Alpine con Esteban Ocon, mientras Valtteri Bottas logró recuperarse de su primera caída en una Q2 desde el Gran Premio de Abu Dhabi de 2016 para lograr un muy positivo octavo. Pierre Gasly salvó la jornada con la novena posición, dejando la sorpresa del día para el décimo clasificado. Alexander Albon partía último y con una estrategia arriesgada de no parar hasta la última vuelta, logró hacerse con el último punto en juego.

Tras el GP de Australia, Leclerc cuenta con 71 puntos por 37 de Russell, el segundo clasificado. Sainz es tercero con 33 y Verstappen solo es sexto, con 25. En la clasificación de constructores, los 39 puntos de ventaja de Ferrari sobre Mercedes pesan también. Con tres eventos celebrados y veinte por disputarse, es pronto para dar nada por hecho, pero los italianos han golpeado primero y con eso, el objetivo primario está cumplido. En dos semanas, viajamos a Imola para la primera carrera europea del año. En dos semanas, el Autodromo Enzo e Dino Ferrari estará lleno hasta la bandera. Como debe ser.

Publicidad