Janet Frame

Editorial: Trotalibros

Año: 1961

Sinopsis: Istina Movet está ingresada en un hospital psiquiátrico. Desconocemos el porqué. Y poco importa, porque, una vez dentro, Istina ya no es considerada persona. Aislada y desamparada, tendrá que vivir bajo la tortura del electroshock, el miedo a la lobotomía, y el maltrato de los doctores y las enfermeras del centro.

Por qué recomendamos 'Rostros en el agua', de Janet Frame

Janet Frame, aunque poco conocida en nuestro país, es una de las escritoras más importantes de Nueva Zelanda, y su historia es alucinante. Le diagnosticaron esquizofrenia (que no padecía, como se demostraría más tarde) y pasó por diferentes hospitales mentales. Cuando por fin consiguió salir de aquel infierno, y a petición de su psiquiatra, comenzó a escribir sobre lo que había vivido; de ahí surgió 'Rostros en el agua' que, aunque es una ficción, tiene una gran carga autobiográfica.

La novela, rescatada por Trotalibros en una bonita edición (como nos tienen acostumbrados) es impactante. Janet Frame, con un estilo muy particular, consigue transmitir el horror, el desamparo y la soledad que sufrió aquellos años. Es una historia dura pero realmente fascinante. Un relato muy personal y un análisis de una sociedad que aún rechazaba a sus enfermos, recluyéndolos, deshumanizándolos, condenándolos al olvido.