Francisco Isidro Núñez -Paco en su círculo de confianza- se graduó en 1984 en Ciencias Empresariales. Con 54 años y más de 30 de experiencia en el sector financiero quiso "dejarse llevar", ampliar sus conocimientos y volver a estudiar cargado de ilusiones y metas por cumplir.

Un accidente de moto supuso el impulso definitivo para que dejara atrás su carrera en el banco y decidiera formarse. Paco tuvo que asumir que tenía que planear una nueva vida y darse cuenta de que nunca es demasiado tarde.

En la Universidad Internacional de Valencia ha cursado un grado y un Máster Online en Administración y Dirección de Empresas, una formación que le ha permitido dar un giro a su carrera profesional.

"Tras dejar la compañía me di cuenta que me tenía que rearmar para hacer frente a mi nueva vida laboral ya que en ese momento empezaba a ser profesor. Nunca es tarde si realmente sabes lo que quieres hacer y a dónde quieres ir", explica.

"Aprender para enseñar". Ese ha sido el lema de Paco para seguir adelante con sus estudios y no tirar la toalla. Su paso por la Universidad Internacional de Valencia le "ha rejuvenecido por dentro" y le ha permitido volver a satisfacer esas ganas de aprender que siempre había tenido y que había dejado de lado.

El apoyo y la comprensión de su madre y su mujer han sido fundamentales en el camino. "Para mí es admiración lo que siento. Con 54 volver a estudiar me parece un mérito. Es un esfuerzo tremendo", cuenta Natalia, esposa de Paco.

"Nunca es tarde si realmente sabes lo que quieres hacer y dónde quieres ir"

Paco eligió la modalidad online del máster de la Universidad Internacional de Valencia por varios motivos: la formación era global, le permitía enriquecerse y podía compatibilizar su vida académica con la profesional.

Pero su historia de superación personal ha ido más allá. Su paso por la Universidad Internacional de Valencia le ha permitido escribir y publicar un libro con dos de sus profesores. Paco asegura que cumpliendo sus sueños "ha pagado una deuda vital" que tenía desde hace tiempo consigo mismo: dedicarse a lo que realmente siempre quiso hacer.