Hablamos con usuarios del vivísimo foro de consejos y cultura electrónica Cacharraje

Hablamos con usuarios del vivísimo foro de consejos y cultura electrónica Cacharraje

Sintetizadores, vocoders, samplers: Conoce a la gran pandilla de cacharreros musicales

Con 6.600 miembros en el momento de redactar este artículo, el grupo de Facebook llamado Cacharraje congrega a una sustanciosa porción de los aficionados a los cacharros electrónicos de nuestro país: sintetizadores, cajas de ritmo, vocoders, samplers y normas estrictas. Hablamos con uno de los administradores de este vivísimo foro.

Moog, uno de los sintetizadores clásicos más vistosos y cotizados.
Moog, uno de los sintetizadores clásicos más vistosos y cotizados. | YouTube

Nacido a principios de 2013 con una mayoría de integrantes provenientes de la música indie (“pop tristón”, como acuñó el fundador Cris Romero), y Diego Valladolid se incorporó unos meses más tarde como administrador hasta nuestros días. En especial, en aquel momento el mundo de los sintetizadores suponía un nexo común.

“El nacimiento del grupo coincidió con un boom de instrumentos analógicos a precios más o menos asequibles”, explica Diego, que además acaba de inaugurar el blog sobre cacharros syntherest.com, “y con el interés creciente por el formato Eurorack de sintetizadores modulares. Supongo que grupos como Cacharraje se han beneficiado del interés que han suscitado estos hechos que eran vistos con recelo en otros foros más asentados”.

Se trata de un lugar de debate y puesta en común de conocimientos, incluyendo los de software, ya que el ordenador se considera un cacharro más. Se recomienda encarecidamente la lectura completa de las normas del grupo antes de empezar a participar, no sólo por un asunto de modales (no se toleran mala educación, actitudes opresivas de ningún tipo ni, por supuesto, hostilidad), sino por ubicar cada tema en su debido lugar para evitar el spam y el caos.

Los contenidos más habituales son las noticias relacionadas con el lanzamiento de nuevos productos junto a las clásicas dudas técnicas que aparecen en todos los foros de este ámbito. “Creo que la duda más repetida a lo largo de la historia de Cacharraje, y seguramente de otros grupos del mismo estilo, es si existe algún cacharro capaz de sustituir a Ableton Live en directo”, puntualiza Diego.

Uno de los aspectos más estimulantes del mundo del cacharreo, según su opinión, es que atrae a personas diferentes por cuestiones muy variadas: “Hay “músicos de músicos”, por así decirlo, y luego hay personas que se aproximan de forma más experimental a la creación musical. O incluso aficionados a los que les atrae especialmente la parte electrónica, el mundo DIY, etcétera. Debería ser enriquecedor que convivan en un mismo espacio un teclista profesional fan de los viejos sintetizadores Moog, y un artista que programa música generativa en PureData, por ejemplo, pero por supuesto también hay tensiones.”

También hay actitudes que Diego percibe como un tanto elitistas hacia algunas formas de entender la música, o hacia algunos géneros: “Como administrador es difícil actuar al respecto porque a veces son conductas casi inconscientes. En cuanto a los cacharros en sí, la actitud hacia el boom de los analógicos y modulares tiene también mucho de generacional, y la tendencia entre los seguidores más veteranos suele ser la de denostar muchas de estas novedades en favor de las marcas clásicas.”

El número de miembros no ha dejado de crecer y no es fácil organizar tanta actividad, lo que exige una labor de moderación constante por parte de los administradores. Diego enumera algunos de los problemas más frecuentes entre los participantes del foro, que a menudo se toman muy, pero que muy en serio su afición: “El formato propicia comentarios más viscerales, y más desechables, que los clásicos foros de Internet. Por otro lado, las herramientas de moderación no son especialmente sofisticadas.”

“Como ocurre en otros foros tecnológicos, hay debates sorprendentemente intensos entre los partidarios de unos u otro cacharros, y los booms mencionados han generado nuevas tensiones: a los consabidos debates sobre analógico contra digital, o hardware contra software, se han sumado los que cuestionan los méritos de la nueva generación de sintetizadores analógicos, o los que enfrentan los sintetizadores modulares contra otras opciones más clásicas… y más económicas. Esto, unido al ego de algunos profesionales y entusiastas del mundillo, ha dado lugar a alguna que otra pérdida de papeles ante las que Facebook no ofrece buenas soluciones.”

En cualquier caso, teniendo en cuenta la cantidad de usuarios activos del grupo, Diego considera que no se pueden quejar: “Aunque hemos pasado por algún que otro espectáculo lamentable, para ser una comunidad de más de 6.000 miembros la calidad de las publicaciones es sorprendentemente coherente.”

Según estimaciones del propio Diego Valladolid, actualmente Cacharraje está formado por un 95% de hombres y, por lo que sabe, es el porcentaje habitual en foros similares. La presencia femenina no es muy notoria.

“Se abordó esta cuestión en un hilo de hace algún tiempo, creado por un miembro del grupo, en el que participaron varias mujeres que cada vez participaban menos en Cacharraje, o que no lo habían hecho hasta entonces. Aunque se compartieron impresiones muy interesantes sobre el tema, el hilo fue borrado por su creador porque en un punto consideró que algunas de estas opiniones le hacían quedar mal… y con él desaparecieron las aportaciones de las cacharreras. No se me ocurre un ejemplo mejor del tipo de actitudes que invisibilizan aún más a las mujeres aficionadas a los cacharros.”

“A los administradores de Cacharraje nos encantaría poder tener más conversaciones sobre cómo dar cabida a voces diferentes en la comunidad, pero al final del día la realidad es que no ha habido ninguna mujer administradora en el grupo, por lo que seguramente somos parte del problema”, reflexiona Diego.

Hablamos entonces con Myriam C. Fernández, usuaria del grupo e integrante del dúo sevillano BeatLove, amante de los sintetizadores y los pedales con efectos para la voz, su instrumento principal.

“Actualmente, estoy utilizando el Korg Monologue que hace poco compré por tres motivos, su precio, su tamaño y peso y por los presets que trae de Aphex Twin, aunque el set con el que trabajamos mi compañero Benjamín y yo en BeatLove está compuesto sobre todo por samplers. Una de nuestras últimas adquisiciones y joya de nuestro set actual es de Elektron, la Octatrack. Siempre estamos en búsqueda del set perfecto para el live pero es una guerra imposible de ganar, seguiremos cambiando.”

Hace tiempo que Myriam no participa activamente en el grupo, aunque gracias a él se entera de muchas novedades y aprende de las dudas de otros usuarios.

“Ya hay más chicas que cuando yo entré,” observa, “menos mal, y más participativas, menos mal también. Pero más, quiero más, que se sientan cómodas, que se diviertan, que ayuden y las ayuden si les hiciera falta, que compartan sus estudios, que intercambien, hagan contactos, en general que se haga todo lo que ya se hace sin ninguna mala experiencia.”

 

Myriam recuerda que, pese a que en el foro imperan normas estrictas y el cuidado constante de los administradores, una vez subió una foto de una artista en su estudio lleno de cacharros y la imagen recibió una serie de comentarios irrespetuosos que le causaron un profundo desagrado y la empujaron a terminar por borrar el post: “Mi intención con aquella imagen era seguir subiendo estudios de mujeres, pero se me quitaron todas las ganas. No las publico pero sí que las tengo guardadas. Escucho, veo e investigo a muchas mujeres en la música, las admiro, me veo reflejada, me emociona, me motiva.”

Y, puestas a soñar, si contara con un presupuesto ilimitado, llenaría la casa de modulares.

Para Diego, que en los últimos tiempos ha vendido mucho y se ha quedado con un equipo lo más compacto posible, el cacharro preferido actualmente es “el módulo ES-8 de Expert Sleepers, con el que puedo integrar de manera muy flexible software y hardware analógico. Básicamente, me permite enviar y recibir audio y señales de control desde el ordenador al modular, y viceversa.”

Dentro del propio Cacharraje se abren hilos periódicos de mercadillo para facilitar la compra-venta e intercambio de cacharros, pero cuando se manifiesta un ataque de G.A.S. (Gear Acquisition Syndrome o Síndrome de Adquisición de Equipamiento), es menester acudir a Mercasonic, lugar de gran tránsito perteneciente a Hispasonic, importantísimo portal sobre música, sonido y tecnología.

Los ataques de G.A.S. se caracterizan por una falta de necesidad real para la adquisición del nuevo equipamiento, sea porque el individuo ya posee un equipamiento parecido o de funcionalidad similar, o porque el individuo hará poco o ningún uso del equipo adquirido. Se trata de cierta fiebre consumista, y es muy común.

“Junto con el tema de la misoginia en el mundo del cacharreo, el del llamado G.A.S. es otro de los que me gustaría ser capaz de discutir abiertamente”, admite Diego Valladolid. “Creo que es una parte del éxito de los grupos de este ámbito que haya miembros que habilitan a otros en su ansiedad consumista. Pero es difícil que una comunidad se comporte de manera responsable cuando todos sentimos que somos consumidores informados y que son los demás los que tienen un problema”.

Pese a las tensiones ocasionales que requieren un gasto de energía extra por parte de los administradores y a las exhibiciones de G.A.S., lo mejor del foro es que se aprende mucho, claro, y que se pasa bien. “He hecho grandes amigos gracias a este grupo, gente con la que puedes tener conversaciones más allá del cacharreo”, concluye Diego dejando a un lado el amor por el cacharraje. Porque hay cosas todavía más bonitas que un buen cacharro.

ELISA VICTORIA | Madrid | Actualizado el 11/05/2018 a las 12:25 horas

Los mas vistos

Venus Gillette

Venus Gillette

¡¡¡Vuelven los planazos!!!

Disfruta con Venus de un verano increíble y no te pierdas ningún plan

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.