EL ARZOBISPO QUIERE COLOCARLOS EN LA ALMUDENA

EL ARZOBISPO QUIERE COLOCARLOS EN LA ALMUDENA

Rouco y la asociación Santa María, en 'guerra' por 23 tapices valorados en dos millones

Rouco Varela, arzobispo de Madrid, quiere colocar las obras de arte -valoradas en más de dos millones de euros- en la Almudena pese a que la asociación Santa María afirma que son suyos. El Tribunal Supremo tiene ahora la última palabra.

El presidente de la Conferencia Episcopal española y arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela, quiere unos tapices flamencos valorados en más de dos millones de euros con el objetivo de adornar la catedral de la Almudena. El problema radica en que dichos tapices ya tienen dueño: la pequeña asociación madrileña Santa Rita, que los heredó hace más de 140 años.

Los 23 tapices han causado una 'guerra' entre la asociación Santa Rita y el arzobispado de Madrid. Rosa Barranco, presidenta de la asociación, lleva luchando años para demostrar que son de Santa Rita. En su poder tiene los documentos que acreditan la propiedad: el testamento de la señora Victoriana del año 1869.

La asociación alquiló estos tapices valorados en dos millones de euros para recaudar dinero y ayudar a los más necesitados. Pero un día el arzobispado de Madrid se cruzó en su camino. Barranco recibió una llamada del arzobispado en la que le dijeron que tenía que entregar los tapices.

Rouco Varela decide, según Rosa, extinguir la Asociación como comunidad eclesiástica, pero antes cambia los estatutos para que los bienes de la asociación pase a formar parte de la Iglesia. Rouco quiere los 23 tapices para decorar la Almudena, según la asociación.

'Más Vale Tarde' se ha puesto en contancto con el arzobispado de Madrid, pero éste no quiere hacer declaraciones al respecto. Por su parte, la asociación Santa Rita no se rinde y acude a los juzgados para que los tapices se queden en la asociación. La justicia les dio la razón pero, tras un recurso del arzobispado, los jueces se la han quitado.

Ahora el caso está en el Tribunal Supremo y las obras de arte, en la Real Fábrica de Tapices. Será la justicia quien determine si los tapices decorarán la Catedral de la Almudena o si Santa Rita podrá seguir contando con las valoradas creaciones.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.